México Minero | ¿Sabías que el acero puede llegar a tener formas milimétricas para uso médico?
16644
post-template-default,single,single-post,postid-16644,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,transparent_content,qode-theme-ver-16.0.1,qode-theme-bridge,qode_advanced_footer_responsive_1000,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

¿Sabías que el acero puede llegar a tener formas milimétricas para uso médico?

¿Sabías que el acero puede llegar a tener formas milimétricas para uso médico?

Investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) han desarrollado un sistema miniaturizado de acero inoxidable que puede administrar medicamentos en regiones cerebrales específicas que miden menos de un milímetro cúbico.

En este estudio pretendemos cerrar la brecha entre la investigación neurocientífica de vanguardia y novedosos dispositivos, mediante el desarrollo de dispositivo neuronal multifuncional capaz de explorar, y eventualmente, tratar la enfermedad de Parkinson, explica la profesora Canan Dagdeviren, autora principal de la investigación y profesora adjunto de Desarrollo de la carrera de LG Electronics en Artes y Ciencias de Medios.

El dispositivo de la profesora Dagdeviren está compuesto por varios tubos, dentro de una aguja de acero del tamaño de un cabello humano. Los medicamentos se administran a través de estos tubos, que con su tamaño diminuto hace posible que sean altamente dirigidos.

Esta dosificación directa al objetivo podría permitir tratar enfermedades que afectan a circuitos cerebrales muy específicos, sin afectar las funciones normales del resto del cerebro.

El acero inoxidable es un material ideal para esta técnica ya que es químicamente inerte, no absorbente y puede afilarse hasta obtener el borde necesario. Dagdeviren agrega que el acero es flexible, lo que significa que los tubos pueden doblarse para llegar a las áreas más pequeñas del cerebro que requieren las drogas. Los cirujanos pueden trazar rutas complejas a través de los tejidos blandos del cerebro para ajustar los errores en la trayectoria de la aguja y evitar obstrucciones.

Fuente: www.universitam.com